Inicio Actualidad “Turismo ecológico” pasa las 8.000 millones de visitas al año y pone...

“Turismo ecológico” pasa las 8.000 millones de visitas al año y pone en peligro a las especies salvajes

Compartir

Las reservas naturales y los parques nacionales destinados a preservar la vida animal en su estado silvestre, están recibiendo más de 8.000 millones de visitas al año –más que toda la población mundial- con lo que el pretendido “turismo ecológico” está poniendo en peligro ahora, la supervivencia de quienes habitan en áreas de reserva, afirma un estudio de la Universidad de Cambridge.


El ecoturismo, turismo-ecológico, o turismo de naturaleza, se ha convertido en otro fenómeno masivo sin parangón, tanto en visitantes como en ingreso de divisas a los países, lo que no ha hecho otra cosa que convertir a muchas de las áreas supuestamente reservadas para los animales, en sitios cada vez más peligrosos para que la fauna habite.

Un estudio realizado por investigadores de EE.UU., Francia y Brasil, analizó fenómenos de “culturización” de la fauna salvaje, que se comporta cada vez más como los animales domésticos o los que habitan zonas urbanas, con un principal factor diferencial: se han convertido en demasiado confiados, tanto de los humanos como de sus depredadores.

Si bien hasta fechas recientes se consideraba que los fenómenos de domesticación llevaron cientos de años para la relación entre animales domésticos y la raza humana, ahora se sabe que con algunas generaciones solamente, es posible cambiar a los animales en mucho más dóciles. El fenómeno no es solamente entre los mamíferos más avanzados: entre los salmones por ejemplo, los criados en cautiverio tienen mucho menor tendencia a huir en presencia de los tiburones. Los pájaros silvestres, tienen mucho menor resistencia a que se intervenga en sus nidos, cuando cohabitan en ciudades que cuando viven solo en el campo.

El problema del relacionamiento con los humanos

Los animales silvestres de los grandes parques, ante los miles de turistas –inclusive diarios- terminan aceptando un entorno menos agresivo para ellos. “El aumento de visitas de los humanos lleva a algunas especies a tolerarlos y comportarse de maneras que sugieren que se han habituado a nuestra presencia. También sabemos que en algunos casos, se habitúa deliberadamente a los animales salvajes para elevar las oportunidades para el turista, como hemos visto con los grandes simios, chimpancés y gorilas en varios lugares de África. Y sabemos que estos simios acaban siendo más vulnerables a los cazadores furtivos”, puntualizó el coautor del estudio Daniel Blumstein, en declaraciones que publica el diario El País de España.

Los investigadores se preguntan ahora si el cambio en la conducta animales se transmite entre generaciones, y también si el hábito de estar entre humanos, baja la defensa ante los depredadores de manera generalizada o solo específica ante el hombre.


Fuente: La Red21

Algunos Servicios Turísticos recomendados por Turismo en un click



¿Todavía tu emprendimiento no es parte de nuestra Guía de Servicios Turísticos ¿Que estás esperando?